Cassandra Clare

The last hours estracto, Cassandra Clare

diciembre 28, 2014




Puede contener spoilers.


"La preciosa Cordelia"
Cordelia miró por encima de su hombro. "Es - quiero decir, me gustaría hablar a solar contigo, también, ¿pero estamos siendo terriblemente groseras pidiendo a tu hermano que camine por detrás de nosotros?"
"Ni un poco," le aseguró Lucie. "Mírale. Está bastante distraído, leyendo."
Y lo estaba. James sostenía un libro y estaba leyendo tranquilamente mientras caminaba. Aunque parecía que estaba totalmente atrapado hojeando lo que fuera que estuviera leyendo, siempre bordeaba los transeúntes que venían de frente, una piedra ocasional o una rama caída, y una vez incluso a un niño pequeño sosteniendo un aro, con una gracia admirable. Cordelia sospechaba que si hubiera intentado tal acrobacia, se habría estrellado contra un árbol. 
"Eres muy afortunada," dijo Cordelia, nostálgica, todavía mirando sobre su hombro a James.
"Bondadosa de mi, ¿por qué?" Lucie la miró con los ojos muy abiertos. Mientras que los ojos de James eran color ámbar, los de Lucie eran de un azul pálido, un poco más claros que los de su padre. Los famosos ojos azul oscuro de los Herondale habían ido a los hijos de la hermana de Will.
La cabeza de Cordelia se giró hacia atrás. "Oh, porque -" ¿Porque pasas tiempo con James cada día? Dudaba que Lucie pensara que eso era un regalo especial; uno no lo hacía, cuando uno era de la familia. "Es muy buen hermano mayor. Si le preguntara a Alistair caminar diez pasos por detrás de mi en un parque se habría asegurado de caminar a mi lado todo el tiempo solo para molestarme."
"Pfft!" exhaló Lucie. "Por supuesto adoro a Jamie pero ha sido espantoso últimamente, desde que se ha enamorado."
Podría haber lanzado un artificio incendiario en la cabeza de Cordelia. Todo parecía venirse abajo a su alrededor. "¿Él qué?"
"Enamorarse," repitió Lucie, con la mirada de alguien disfrutando compartiendo un poco de cotilleo. "Oh, pero no lo dirá, por supuesto, porque es Jamie y nunca nos dice nada. Pero Padre le diagnosticó y dice que está definitivamente enamorado."
"Lo haces sonar como consumido." La cabeza de Cordelia daba vueltas con consternación. ¿James enamorado? ¿Con quién? La mirada que le echó al bajar del carruaje, ¿a lo mejor se la había imaginado?
"Bueno, es algo, ¿no? Se pone pálido y de mal humor y mira por la ventana como Keats."
"¿Acaso Keats miraba por la ventana? No recuerdo haber oído eso."
Lucie siguió adelante, sin inmutarse de si el poeta romántico más famoso de Inglaterra miraba o no por la ventana. "No dirá nada a nadie a excepción de Matthew, y Matthew es una tumba en lo que concierne a James. He escuchado un poco de una conversación suya una vez -"
"¿Accidente?" Cordelia levantó una ceja.
"Puede que me hubiera estado escondiendo detrás de una mesa," dijo Lucie, con dignidad. "Pero fue solo porque había perdido un pendiente y lo estaba buscando."
Cordelia reprimió una sonrisa. "Sigue."
"Definitivamente está enamorado, y Matthew definitivamente piensa que está siendo necio. No le gusta ella."

Tambien podria volverte adicta:

0 comentarios

Comenta, tus comentarios son muy importantes para nosotras !!

Suscribete a nuestra pagina de youtube